Nube pública | Toda la información

Nube pública

Para guardar los backups, existe lo que conocemos como nube pública. Puede ser un concepto desconocido para buena parte de la población. Sin embargo, en los tiempos en los que estamos, es importante conocer su significado, porque nos permite estar seguros en Internet y proteger bien nuestros datos. En Copia Nube te contamos todo sobre las nubes públicas.

Definición nube pública

La nube pública o public cloud se refiere a la infraestructura que se encuentra disponible para el público en general o un sector grande de la industria. Detrás de ella está una organización que comercializa estos servicios en función de la demanda, de tal forma que los usuarios puedan recurrir a esta cloud para proteger sus datos y mantenerlos a buen recaudo.

Se basa en un modelo de computación en la nube, donde un proveedor de servicios pone a disposición de los usuarios aplicaciones, recursos y almacenamiento mediante Internet. Es ahí donde se puede almacenar información en hardware que maneja la empresa que provee este servicio a los usuarios. 

En cuanto a la diferencia con la nube privada, es importante mencionar que en la nube pública se comparten servicios informáticos entre distintos clientes, a pesar de que los datos y las aplicaciones de cada cliente permanecen ocultos para los otros clientes de la nube.

Pero, ¿qué tipos de nubes públicas nos encontramos y qué ventajas o inconvenientes pueden presentar?

Tipos de nube pública y ejemplos

Al hablar de los tipos de nubes, nos encontramos con las públicas, las privadas y las híbridas. Las primeras las usan principalmente las empresas, las segundas usan recursos independientes para empresas privadas y las híbridas parten de las características de las dos nubes. 

Pero si analizamos los principales tipos de nube pública que hay en el mercado, encontramos estos ejemplos:

  • Microsoft Azure: es el famoso servicio de computación en la nube de Microsoft, Microsoft Azure es un servicio de computación en la nube creado por Microsoft y mediante el cual permite usar aplicaciones y servicios a través del uso de sus centros de datos. Ya cuentan con más de 200 productos enfocados a empresas, profesionales e incluso particulares.
  • Amazon Web Services: estamos ante una gran plataforma de computación en la nube. La usan apps populares como Dropbox o HootSuite. Es especialmente popular por sus servicios de almacenamiento, recursos, bases de datos, aplicaciones móviles, etc.
  • Google Cloud: este servicio del gigante de los buscadores se trata de Google Cloud Platform (GCP). Estamos ante una plataforma con más de 90 servicios y productos de TI (tecnología de la información) a empresas, autónomos y desarrolladores.

Son algunos de los tipos de public cloud más populares y conocidos que encontramos ahora mismo en el mercado. Puede parecer que son privados y pueden generar duda y confusión entre los usuarios, pero lo cierto es que tienen por detrás a un proveedor de servicios. Ellos ofrecen su servicio por encima.

Ventajas y desventajas de la nube pública

La public cloud ofrece numerosas ventajas y también inconvenientes. Entre sus principales pros, destacamos:

  • No requiere de mantenimiento: la compañía que usa la nube pública no tiene que preocuparse por el mantenimiento del hardware y del software, dado que lo hace el propio proveedor en la nube. Es un ahorro de tiempo y una tranquilidad, porque te protege sin hacer nada más.
  • Menor riesgo de fallo: lo cierto es que los servicios de nube pública garantizan hasta un 99% del tiempo de la actividad sin riesgos de cortes o de que falle. Al ser un sistema global conecta distintos servidores, por lo que en el momento de que falle uno absorbe la carga de trabajo del otro. Es sinónimo de garantías.
  • Configuración rápida y sencilla: otra de las ventajas de este tipo de nube, es que la configuración se hace rápidamente y en minutos. Incluso de forma remota.

¿Y sus desventajas? Entre ellas, destacamos:

  • Falta de control sobre la seguridad de los datos: como principal inconveniente del servicio, es importante que el cliente sepa que en la public cloud no tiene el control de la seguridad de sus datos. Digamos que, todo depende del proveedor del servicio, dado que se delega en él.
  • Es compartido: este tipo de nube obliga a compartir los equipos, servers y redes con otros clientes que almacenan sus datos ahí. Por lo que, el cliente puede resultar afectado si otros usuarios abusan del servicio, dado que se comparte el hardware. 

Tanto la nube privada como pública disponen de importantes ventajas e inconvenientes que el usuario necesita conocer antes de contratar el servicio. En cualquier caso, siempre se adaptan a las necesidades del cliente y puedes elegir la opción que más encaje con lo que buscas.

Si quieres saber más, te invitamos a conocer nuestras soluciones de copias de seguridad de Copia Nube. Pregúntanos tus dudas para que podamos echarte una mano. ¿Hablamos?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies